Archivos en la Categoría: Tomo 01 – LVV: 001 al 028

Enseñanza 028

1. Se acerca el tiempo en que llegarán ante vosotros vuestros hermanos deseosos de interrogaros, pidiéndoos el testimonio de la revelación que os estoy entregando en el Tercer Tiempo para iluminar su entendimiento. Cuando esto sea, no me neguéis ocultándoos; si en esta etapa de mi manifestación os estoy doctrinando con tanto amor, es precisamente para enseñaros a trasmitir mis enseñanzas, cada vez que seáis interrogados.

2. He permitido que empecéis a practicar mi Doctrina, con el fin de que desarrolléis vuestros dones y facultades espirituales, para que llegado el tiempo de la predicación de mi palabra entre la humanidad no estén balbucientes vuestros labios y torpe vuestro entendimiento para manifestar mi verdad. Leer Más

Enseñanza 027

1. Amados discípulos: Estoy abriendo vuestros ojos a la luz de mi enseñanza, para que podáis distinguir la verdad de la impostura; la luz de la Conciencia, la sensibilidad y la intuición que poseéis serán las que os señalen el buen camino y os descubran los buenos frutos.

2. Del verdadero conocimiento de mi Doctrina nacerá en vosotros la humildad, porque os sentiréis tan pequeños ante vuestro Creador, y a pesar de ello, tan agraciados y donados por Él, que no osaréis levantar vuestra mirada hacia el Padre, si consideráis que se encuentra impura.

3. La vanidad ha anidado en los que, creyendo haber alcanzado el completo conocimiento de la verdad, han llegado a considerarse sabios, fuertes, infalibles, grandes y absolutos, sin darse cuenta que muchas veces han estado confundidos. Leer Más

Enseñanza 026

1. Discípulos: Después de escuchar mi enseñanza y de juzgar vuestro pasado ante la luz de mi palabra, espiritualmente habéis dicho: “La hoja del árbol no se mueve sin la voluntad de Dios”.

2. Así pensáis porque empezáis a comprender, que las pruebas que vais apurando como un cáliz amargo, han sido como peldaños que os han ido acercando al Árbol de la Vida, donde os espero para entregaros vuestra heredad.

3. Cuando habéis llegado ante la manifestación de mi palabra, muchos se han preguntado: “¿Cuál sería la causa de mi retorno?” Y al escuchar mi saludo que os dice: “Mi paz sea con vosotros”, los que sabéis reconocer el valor que tiene la paz, os llenáis de gozo, mientras que los que sólo pensáis en adquirir bienes materiales, con decepción me preguntáis en vuestro interior, si solamente he venido a ofreceros la paz. Leer Más

Enseñanza 025

1. El espíritu de Elías, como campana celestial, os ha despertado para que vinieseis a escuchar mi palabra.

2. Vuestro corazón se pregunta ansiosamente: “¿Cuál será el manjar que el Padre nos dé a saborear en este día? ¿Cuál será la lección de hoy?”

3. De cierto os digo: Una mujer dejó en su hogar un enfermo grave por venir a escucharme, a ella le digo: “Cuando volváis a vuestra casa, el enfermo dejará el lecho y él mismo os abrirá la puerta para daros la buena nueva de que ha sanado, porque todo aquel que dejare los bienes de la Tierra por estar Conmigo, tendrá quién vele por lo que ha dejado, y ése soy Yo”. Leer Más

Enseñanza 024

1. Discípulos: Debéis aprender a dar sin esperar recompensa alguna.

2. Practicad la verdadera humildad, la que por ser propia del espíritu elevado se refleja en los sentimientos del corazón. Sentíos sinceramente los últimos entre todos, nunca queráis ser los primeros.

3. Aprended a perdonar a quien os haya herido. Yo dije a Pedro que si setenta veces siete era ofendido por su hermano, el mismo número de veces debería perdonarlo; dándole a entender con ello, que debería hacerlo siempre, lo mismo con los pequeños que con los grandes agravios. ¡Cuántos seres han pasado por este mundo llamándose cristianos y no fueron capaces de otorgar durante toda su vida un solo perdón! Leer Más

Enseñanza 023

1. Benditos sean los que buscan estar en paz con su Conciencia. Bendito el que siembra la semilla de mi paz en el camino de sus Semejantes.

2. Venid a Mí, siempre que os encontréis abatidos por las penas o por la falta de fe, porque soy la Luz y la Fuerza que os devolverá la tranquilidad espiritual.

3. Cuando ya no me manifieste bajo esta forma, ¿en dónde me escucharéis? En vuestra Conciencia, porque a través de ella os estoy indicando el camino del amor. Leer Más

Enseñanza 022

1. Este es un tiempo de gran luz para el pueblo de Israel, en el que estoy despertando a los espíritus de diversas moradas, en los diferentes caminos de la Tierra, para que todos mis hijos lleguen ante mi presencia, llenos de comprensión y amor a recibir su heredad.

2. Voy escogiendo entre la humanidad a hombres, mujeres, ancianos y niños, en los que se albergan los espíritus de Israel, que son los primogénitos de mi Divinidad, responsables de mis revelaciones.

3. En los Tres Tiempos he reunido y congregado a mi pueblo, y en esta Tercera Era se ha sorprendido vuestro espíritu con mi presencia y mi palabra a través del entendimiento humano, porque no creísteis que Cristo, el Verbo Divino, viniera a comunicarse con vosotros bajo esta forma. Leer Más

« Entradas Anteriores