LVV y Doctrina

Libro VV

La historia del Libro es un poco largo. Pero resumido, el Libro contiene la sabiduría de Dios en Su manifestación como Espíritu de Verdad, el prometido por Jesús el Cristo, de enviar en otro tiempo venidero al Espíritu de Consolación. Y por la Sabiduría del Libro que procede del Espíritu Santo, entender y comprender mucho más fácil los dos anteriores Testamentos. Donde el Primero contiene la LEY, el Segundo el cumplimiento de la Ley por el AMOR, que Jesús mostró por obra y hecho. Y el Tercero, la SABIDURÍA, la cual necesita nuestro espíritu, para seguir evolucionando y desarrollando su ser hasta y para alcanzar su perfeccionamiento espiritual.
Ley, Amor y Sabiduría… es la Trinidad de un solo Dios manifestado en Tres Tiempos. En cada Tiempo, Él ha venido a tocar la parte que le puede comprender. Así en el Primer Tiempo que corresponde al Primer Testamento Él tocó nuestro ENTENDIMIENTO. En el Segundo Tiempo, que corresponde al Segundo Testamento, Él tocó nuestro CORAZÓN. Y en el último Testamento, el Tercero, que correspondió al Tercer Tiempo, Él tocó nuestro ESPÍRITU. Ahora nuestro espíritu puede alcanzar por su desarrollo y evolución una comunicación más perfecta con Quien nos dio vida y eternidad, Dios y Su hija humanidad. Donde paso a paso los intermediarios ya no serán necesarios, entre ellos las religiones.
En la Doctrina y Enseñanza de estudio del LVV, no tenemos pastores, guías ni ministros. Tampoco tenemos una sede en algún lugar determinado. Sólo hay hermanos que conocen por años la Doctrina y ellos la comparten. Teniendo en consideración que ninguno de ellos se puede proclamar líder o que tenga la verdad sin equivocación.
Sí, estudiamos la Sabiduría que contiene la Palabra de nuestro Padre como Espíritu de Verdad en el Libro de la Vida Verdadera. Cada quien tiene Su invitación de llevarla a la práctica que es lo más importante, ya que Él no obliga. Y por esa práctica adelanto, desarrollo de todos nuestros atributos espirituales; así como en lo humano el acercamiento del Reino de los Cielos a la Tierra. No obliga nuestro Padre, sino como siempre es una invitación divina, que traerá al llevar a cabo Su enseñanza los mejores siglos dorados al espíritu de la humanidad. Cada quien tiene esa oportunidad,.. de nada es provecho para nuestro espíritu la Sabiduría sin la práctica.
También es importante mencionar que nuestro Padre siempre ha tenido por intermediario al hombre, sí siempre ha sido así. En el Primer Tiempo, fue Moisés primordialmente y por él le fue entregado la Ley, y después y antes de él, los patriarcas y los profetas. En el Segundo Tiempo fue el Hombre Perfecto el intermediario entre Dios y Su pueblo de Israel, Jesús el Cristo, y por Él nuestro propio Padre enseñó el cumplimiento de la Ley por el Amor. Y en el Tercer Tiempo, nuevamente ocupo al hombre y no sólo eso, sino también a la mujer para irradiar Su rayo divino, a quienes llamó Portavoces. Miles y miles fueron quienes recibieron al Verbo de Dios en su propio ser. Hombres y mujeres escogidos sabiamente por nuestro Padre desde antes de nacer en este mundo, porque esos hermanos ya llevaban adelanto y evolución en sus espíritus, que les permitía una comunicación de Espíritu a espíritu. Y aunque muchos de ellos en este Tiempo fueron iletrados, ignorantes de las cosas materiales, sencillos y a veces rudos, nuestro Padre conocía en sí sus espíritus. Muchos, sino todos posiblemente pertenecieron a los 144000. Por ellos el Verbo Divino habló a las grandes multitudes, que le llegaron a escuchar antes de 1950.
De cierto cada vez nos estamos acercando al tiempo de los patriarcas,… ya que ellos como los profetas conocían que era la comunicación de Espíritu a espíritu. Por ellos nuestro Padre daba mensajes, profecías, sueños, revelaciones. El espíritu de la humanidad se está acercando a ese tiempo, por ello cuando eso sea, Dios estará en cada pueblo y toda raza. Él será pan y vino espiritual, ya que es el Único el que puede encumbrar a cada espíritu, a cada hijo Suyo al sendero de la perfección espiritual, y en él, el verdadero Reino de los Cielos.

Un comentario

Deja un comentario:

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s